19 de agosto de 2022

Tienes problemas para mover o copiar ficheros en tu tarjeta SD o pendrive?

En el momento menos esperado, podemos encontrarnos que no es posible agregar un nuevo archivo o eliminar nada de la tarjeta, lo cual nos cree duda de cómo poder solucionarlo. Por ello, hoy os vamos a hablar de las causas más comunes por lo que nuestra tarjeta SD pueda dar problemas y cómo poder arreglarlo. Si bien estos trucos se encuentran enfocados a las tarjetas SD, también pueden ser válidos para memorias USB.

-¿Qué significa la protección contra escritura?

Está protección ayuda a proteger el dispositivo de almacenamiento de cualquier accidente, de manera que pueda salvaguardar su contenido ni pueda ser modificado por terceros. En el caso de que nuestra tarjeta SD o memoria USB se encuentre protegida contra escritura, no podremos escribir ella, ni eliminar los archivos que contenga ni tampoco formatearla, por lo que se puede quedar inútil.

Las posibles causas por las que esto sucede pueden estar relacionadas con:

•Está bloqueada por botón físico.

•Contiene sectores defectuosos.

•Contiene archivos o carpetas marcados como ‘Solo lectura’.

•Está dañada.

Sea cual sea el motivo por lo que esto sucede, vamos a ver diferentes formas que tenemos para poder eliminar está molesta protección que nos impide realizar modificaciones en ella.

-¿Cómo podemos eliminar la protección?

A continuación, vamos a ver diferentes formas que tenemos para poder acabar con la protección contra escritura de nuestra tarjeta SD o memoria USB.

Comprobar si la tarjeta SD está bloqueada con un interruptor físico

Uno de los aspectos que debemos de tener en cuenta es comprobar que la tarjeta de memoria no se encuentra protegida contra escritura. Tanto si es una SD como micro-SD debemos de fijarnos en un interruptor que suele estar situado en un lateral en modo lock o protegido. En caso afirmativo, este interruptor no estará impidiendo que escribamos en ella.

En caso afirmativo debemos de cambiar el interruptor de encendido a apagado para de esta forma poder desbloquear la tarjeta SD. Después de esto, la protección contra escritura debe desactivarse y deberíamos poder volver a poder realizar modificaciones en ella de manera habitual.

-Comprueba su espacio disponible y atributos de los archivos

Otra comprobación que debemos realizar, una vez conectada la tarjeta o memoria USB al PC, es comprobar sus propiedades y espacio disponible, para determinar si esta puede ser la causa del problema. Para ello hacemos clic con el botón derecho sobre su icono para que nos aparezca un menú contextual donde seleccionar la opción de ‘Propiedades’.

Esto hará que se abra una nueva ventana por el apartado de ‘General’. Aquí debemos de comprobar que dispone de espacio libre para poder trabajar con ella, pues en caso de que esté llena, puede ser una de las razones por las que nos de problemas a la hora de usarla.

De la misma manera, también debemos de fijarnos en los atributos de los archivos y carpetas que tenemos guardados, asegurándonos de que no se encuentre activado el modo ‘Solo lectura’. En caso de estar activado, esto nos impedirá poder trabajar con estos archivos o guardar datos en determinadas carpetas.

-Usa un antivirus

Es posible que virus desconocidos o algún tipo de malware haya podido encriptar nuestro dispositivo agregando protección contra escritura para impedirnos modificar los datos guardados. En este caso podemos echar mano de nuestro software antivirus para eliminar los virus. Esto es algo que podemos usar desde el apartado ‘Seguridad de Windows’ del sistema operativo, que podemos ejecutar escribiendo su nombre en el cuadro de búsqueda del menú Inicio.

Una vez abierto aparecerá una nueva ventana, con un listado de opciones en su panel izquierdo. Aquí debemos de seleccionar ‘Protección antivirus contra amenazas’ y en el panel de la derecha hacemos clic en ‘Opciones de examen’.

En la siguiente pantalla podemos elegir entre un análisis rápido, completo o personalizado. Lo ejecutamos para que escanee la tarjeta SD, la limpie y elimine cualquier virus.

-Reiniciar sus atributos

Otro de los aspectos que podemos probar, es a restablecer los atributos de la tarjeta o memoria USB. De esta forma, en caso de que se hayan modificado los permisos por alguna razón o habilitado el modo solo lectura, todo vuelva a la normalidad.

Para ello será necesario tener conectado el dispositivo al PC para posteriormente abrir una ventana de Símbolo del sistema. Esto es algo que debemos hacer escribiendo cmd en el cuadro de búsqueda del menú Inicio y ejecutarlo con derechos de administrador. Una vez nos aparezca su ventana, escribimos diskpart para abrir la herramienta que vamos a utilizar. Posteriormente escribimos list disk para mostrar todas las unidades conectadas al PC.

Posteriormente debemos averiguar cuál es nuestra tarjeta SD o memoria USB y anotamos su número. A continuación, escribimos el comando:

Tan solo debemos de asegurarnos de cambiar la N por la letra de nuestro dispositivo. Una vez hecho esto, debemos de usar el siguiente comando para borrar su protección contra escritura.

Una vez terminado ya podemos comprobar si la protección ha desaparecido y ya la podemos volver a usar con normalidad.

-Elimina la protección usando el registro

Otra forma de poder borrar la protección de nuestra SD o memoria USB es usando el Editor de registro, que encontramos disponible de forma nativa tanto en Windows 10 como en Windows 11. Eso sí, debemos usarlo con prudencia ya que cualquier modificación no deseada puede provocar fallos de estabilidad y funcionamiento en nuestro sistema. Lo primero que vamos a hacer es pulsar el atajo de teclado ‘Windows + R’ para lanzar el comando Ejecutar. Posteriormente, escribimos regedit y pulsamos Enter o el botón de Aceptar para iniciarlo.

Antes de modificar nada, haremos un respaldo, como medida preventiva. Para ello, pulsamos en ‘Archivo’ y ‘Exportar’. Posteriormente especificamos Todo en el intervalo de exportación, le damos un nombre, seleccionamos el formato .reg y hacemos clic en Guardar.

A continuación, navegamos hasta la siguiente ruta:

Una vez aquí, hacemos clic con el botón derecho sobre ‘Control’, y seleccionamos ‘Nuevo’ y ‘Clave’, asignándolo de nombre StorageDevicePolicies.

Posteriormente hacemos pulsamos con el botón derecho del ratón sobre StorageDevicePolicies y hacemos clic en ‘Nuevo’ y ‘Valor DWORD 32 bits’ y lo nombramos como WriteProtect. Por último, hacemos doble clic sobre WriteProtect, cambiamos los datos de valor a 0 y hacemos clic en Aceptar. Ya solo queda cerrar el Editor y reiniciar el PC para que los cambios se apliquen correctamente. Una vez hecho esto, volvemos a insertar el dispositivo en el ordenador para comprobar si podemos acceder y hacer uso de esta.

-¿Nada funciona? Formatéala

En caso de que nada hasta ahora haya funcionado, lo único que nos queda por hacer es una copia de seguridad de todos nuestros datos, para posteriormente formatear la tarjeta de memoria. Una vez borrado todos sus datos debería de volver a funcionar con normalidad.

Para realizar este el formateado, podemos usar una herramienta como HDD LLF que podemos descargar desde la web del desarrollador. Es una aplicación gratuita para uso doméstico. Esta versión tiene una limitación de 180 GB por hora con una velocidad máxima de 50 MB/s. Es compatible desde Windows XP hasta Windows 11. Una vez instalada y ejecutada nos aparece su menú principal donde debemos de seleccionar la tarjeta que queremos formatear y pulsar ‘Continue’.

En la siguiente pantalla, en la pestaña de ‘LOW-LEVEL FORMAT’ desmarcamos la casilla ‘Perform Quick Wipe’, para que no lleve a cabo un formateo rápido. Por último, hacemos clic en ‘FORMAT THI DEVICE’ y esperamos a que termine el proceso.

Una vez finalizado ya podemos comprobar si podemos acceder con total normalidad y realizar modificaciones en ella.