12 de agosto de 2022

Microsoft instar que ejecutes las actualizaciones de Windows 10, si tienes una de estas dos versiones

Los de Redmond emiten una advertencia de seguridad para los usuarios de Windows 10 que estén ejecutando estas versiones. Si bien hay muchos usuarios que han dado el salto a Windows 11, la inmensa mayoría todavía están en Windows 10, y muchos de ellos no han abrazado las últimas actualizaciones del sistema operativo sea por miedo a que algo les funcione mal o porque directamente tengan pausadas las actualizaciones automáticas.

Así que para aquellos usuarios que aún tienen una versión antigua de Windows 10, Microsoft acaba de emitir una advertencia para aquellos que estén ejecutando Windows 10 1909 o Windows 10 20H2, dado que están cerca de llegar al final de su soporte este mismo mes de mayo, en concreto el día 10.

De esta forma, aquellos usuarios que estén ejecutando Windows 10 1909 o 20H2, recibirán la última actualización para esta versión del sistema operativo el próximo 10 de mayo y, a partir de ahí, quedarán expuestos a futuribles agujeros de seguridad.

En todo caso es bastante probable que Microsoft realice una actualización obligatoria a todos estos usuarios con versiones antiguas de Windows 10, con lo que en el caso de que incluso quisieras quedarte con versiones antiguas del sistema operativo, te podría acabar saltando la actualización.

La última versión de Windows 10 disponible es la 21H2 lanzada en noviembre, y que se ha ido completando de forma escalonada a la mayoría de los usuarios en estos últimos meses. En vista de que se trata de una actualización ya establecida y que no ha dado apenas problemas, aquellos usuarios que cuenten con versiones antiguas de Windows 10 deberían actualizarse hasta la misma.

Y es que teniendo en cuenta que a través de nuestro sistema operativo podemos realizar prácticamente cualquier gestión, muchas ya relacionadas con temas bancarios o datos personales, es recomendable que tengamos actualizado el sistema operativo a las últimas versiones para recibir no solo actualizaciones de funciones sino también de seguridad y no estar expuestos a ningún tipo de vulnerabilidad.